martes 20 agosto 2019
Fichajes y comisiones ocultas en el fútbol español

Portada» Este Valencia ya no gana ni jugando bien

Fichajes y comisiones ocultas en el fútbol español

25/11/2013

ABC Uno de los mandamientos que rige la tribu del fútbol es un viejo aserto del escritor uruguayo Eduardo Galeano. «En su vida, un hombre puede cambiar de mujer, de religión o de partido político, pero no puede cambiar de equipo de fútbol». La frase integra el glosario de sentencias célebres de cualquier manual futbolero. Tal vez por eso, por la fidelidad a ultranza y el amor ciego, los aficionados no suelen hurgar en la gestión económica de sus equipos, pese a que, como ha sucedido en el Racing, existan testimonios que invocan a pensar en indicios de presuntas actividades irregulares. Un informe de los administradores concursales del club, remitido al Juzgado de lo Mercantil número 1 de Santander, detalla con pelos y señales la naturaleza de cuatro traspasos. Es la radiografía del fichaje, el mundo de las comisiones ocultas, los intermediarios y las pantallas.

El informe de calificación de los administradores designados por la justicia para llevar las riendas del Racing expone que el 24 de agosto de 2007, el club adquirió al Borussia Dortmund al jugador Euzebiusz Smolarek por 4.175.000 euros, que abonó según un calendario de plazos. Y adicionalmente satisfizo otros gastos relacionados: comisiones de 100.000 y 300.000 euros a Balkam Sport Management y a Int. Sports Management, respectivamente. La operación se encareció en 1.225.000 euros por otros múltiples conceptos. Dos llaman la atención y así lo recoge el informe.

«Sorprenden especialmente los dos importes adicionales pagados al club que traspasaba al jugador». El Racing pagó 562.000 euros al Borussia porque el club alemán le asesorara en el traspaso del futbolista que compraba. Y 262.500 más por un partido amistoso. «Los servicios a prestar son absolutamente incomprensibles para un club de fútbol (nuevos mercados, creación de lealtad al cliente, recepción VIP y relación con el sponsor, etc), lo que pone claramente de manifiesto que se trataba de una mera apariencia, una simulación, ya que el Racing nunca recibió del Borussia Dortmund este tipo de servicios...». El amistoso por 262.550 euros no se celebró, según el informe. «El Racing pagó injustificadamente 825.000 euros que ni estaban justificados ... ni han sido prestados...».

Según consta en la documentación en poder del juzgado santanderino, el 9 de agosto de 2007 el Racing traspaso a Zigic al Valencia por 16.889.000 euros. Ese precio se pagó en cuatro anualidades en vencimientos hasta 2010. Pero según el informe de los administradores «meses después, el 14 de enero de 2008, el Racing recibió una factura por intervención en ese traspaso» de la sociedad Meta Image por importe de 725.000 euros (841.000 con el IVA). Estos honorarios se pagaron a dicha empresa mediante 17 efectos de vencimientos de 40.000 euros, uno de 45.000 y el abono del IVA por 116.000 euros en agosto de 2008.

En el informe, los gestores judiciales del club aseguran que «no hay registrado ningún contrato por esta intermediación, sorprendiendo la falta de documentación de una operación en la que, supuestamente, se acordó una comisión tan elevada, y sorprendiendo asimismo las extrañas e inhabituales circunstancias en que se produjo su facturación y pago... Consideramos que esta comisión supuso un gasto excesivo e injustificado para el Racing, causándole un perjuicio económico de 725.000 euros».

Al verano siguiente, un pez gordo acudió a la ventanilla del Racing. El Real Madrid compró al argentino Garay. Según consta en la información que tiene el juez, «el 12 de mayo de 2008, el Racing traspasó al Real Madrid al jugador Ezequiel Marcelo Garay, por un precio de 10.300.000 (con IVA 11.948.000), más otros importes variables». El Madrid abonó el fichaje en tres plazos (mayo, julio y agosto) de ese mismo verano.

«El traspaso no fue promovido por ningún intermediario, ya que el Real Madrid se dirigió directamente al Racing..., tal y como reconoció quien entonces era entrenador del Racing, Miguel Ángel Portugal», explican los administradores concursales.

La sorpresa llegó después en forma de facturas. «Supuestamente en esta operación intervino en calidad de asesor la sociedad Management Arior, que facturó unos honorarios de 600.000 euros», dice el informe. Y añade. «Existe un contrato de 12-5-2008 que regula de una forma mínima el asesoramiento en la operación, sin cometer ninguna descripción de los servicios prestados, ni el equipo de profesionales que intervino, a pesar de su elevadísimo coste».

«Sorprende la escasa documentación existente, el elevadísimo importe de los honorarios de asesoramiento que de ninguna forma han quedado justificados, ni razonablemente pueden presumirse en una operación sin complejidad legal, máxime cuando el interés fue mostrado directamente por el Real Madrid».

Los administradores entienden que al Racing le esquilmaron 2.150.000 euros en tres traspasos.



Fotos  
  • ABC

LO MÁS LÉIDO